+34 639 481 987

6 Claves para recibir el año con salud

De nuevo toca mirar a los buenos propósitos que hiciste el año pasado para estar más saludable. ¿Cuántos de ellos se han cumplido?.

Hacer ejercicio, bajar de peso, gestionar el estrés y tener tiempo para uno mismo, suelen ser propósitos que aparecen en las listas de los que quieren cuidarse y valoran su salud. ¡Desde aquí te felicito por todo lo que hayas conseguido esta año!.

Y si cuidar tu salud vuelve a estar en los primeros puestos del ranking de buenos propósitos, te animo a que sigas leyendo.

Una de las quejas que suelo escuchar en las sesiones de coaching de salud con mis clientes es la de ¡¡“No tengo tiempo para cuidarme. Siempre hay cosas mas urgentes que hacer”!!

La percepción general es que la salud no es prioridad y se suele relegar al final de los asuntos.

Bajo mi punto de vista, existen dos errores recurrentes que obstaculizan el dedicarse a un@ mism@ y reservar ese lugar de auto-cuidado que anhelamos:

ERROR Nº 1. El que mucho abarca poco aprieta

Probablemente uno de los principales errores que se comenten: se quiere ir al gimnasio, hacer dieta estricta, meditar, etc.  pero sabemos que el que se  propone hacer muchas cosas al final no hace ninguna. ¡Aprendamos de ello!

ERROR Nº 2. Nos centramos más en el castigo y menos en disfrutar del proceso de construir más salud

Recuerdo a una mujer contando que quería comenzar el año haciendo mucho ejercicio como penitencia por los excesos navideños cometidos. Este enfoque puede conducir al temor y la evitación.

Por el contrario, ser consciente de la energía que se genera al hacer ejercicio, el mejor ánimo, una saludable longevidad, etc. pueden ayudar a comenzar con mejor disposición.

Por suerte existe un nuevo año que traerá nuevas oportunidades y nuevas ideas para mejorar nuestra salud. Y para facilitarte los resultados, ¿qué tal si pruebas a introducir alguno de estos cambios?:

1. Cambia tu lista de tareas por una lista de cualidades. El pensar en términos de quien quieres llegar a ser, facilitará un cambio de actitud y comenzarás a introducir esos pequeños cambios saludables con mayor eficacia. En lugar del típico objetivo de “perder peso”, podrías proponerte: “este año seré una persona más activa que come conscientemente”.

2. Comienza por algo pequeño. No subestimes el valor de introducir un pequeño cambio en tu rutina diaria y repetirlo sistemáticamente. Tu salud se configura por las pequeñas decisiones y menos por las grandes acciones, por ej. qué pedir cada día para comer, como desplazarte a los sitios, estar siempre accesible al móvil, etc. En lugar de proponerte “ir al gimnasio una hora todos los días después del trabajo” que tal si te propones «utilizar las escaleras para subir a casa o en el trabajo todos los días.

3. Acostúmbrate a poner horarios.  A lo mejor puede parecerte un rollo, pero somos animales de costumbres, y nuestro cuerpo y mente se benefician al automatizar rutinas saludables de conducta. ¿Que hora sería ideal para despertarte cada mañana? ¿Cuánto tiempo podías reservar para hacer estiramientos, ducharte y prepararte un desayuno sencillo y saludable?


4. Valora tu tiempo.  Es cierto que por naturaleza somos seres sociables y no debemos encerrarnos en nuestros mundos, pero la tentación de decir sí a las demandas de los demás, puede robarnos el precioso tiempo que necesitaríamos para dedicarnos a nuestra salud.

5. Haz pausas.  Aquel que trabaja mas no es el que mas rinde. Aunque en estos tiempos que corren suene a chino, las personas mas productivas se permiten descansos periódicos en su agenda diaria. Por ejemplo, después de comer se necesita desconectar la mente; el pasear diez minutos o descansar en un banco al aire libre puede darnos ese oxígeno fresco necesario para continuar las tareas de por la tarde y estar más activo.

6. Cultiva la relajación: Cuando pregunto a mis clientes que cosa haría que su vida se transformase y consiguiese más salud, muchos conectan con una necesidad de «sentir mas relajación y paz en sus vidas”.

Las personas tranquilas tienen una gran ventaja en la realización de cualquier tarea, hacen mejor las cosas y esa tranquilidad les permite ser más ellos mismos, una cualidad que libera estrés y las ansiedades.

Un aspecto clave para conseguir metas y superar las preocupaciones, es centrarse en la consciencia de un@ mism@, vivir el ahora y cultivar la propia tranquilidad.

Cuando te observes dando vueltas a tus problemas. Pregúntate: ¿Estoy solo dando vueltas a los problemas que tengo o los acepto y visualizo aquello qué desearía si pensase que todo iba a salir bien?

Espero que estas preguntas y consejos te ayuden cualquiera que sea tus necesidades de salud este año. Desde aquí te aportaré mi granito de arena para comenzar a cambiar y ayudar a mantenerlo.

De momento, ¡¡ te deseo lo mejor para este nuevo año 😉 !!

María Becerril

coachingdesalud@salutis.es

María Becerril
Coach PCC certificada por ICF (International Coach Federation) Coach de Salud Certificada por Wellcoaches. Boston. Master en Dietética y Nutrición por UCA (Universidad de Cádiz), especialización en Trastornos de la Conducta Alimentaria. Documentalista en Investigación Médica (SEDIC). Especialista en Salud Natural (Barcelona). Coach de salud en Salutis Healthcare.

Nos interesa tu opinión. ¡Deja un comentario!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Descubre el Coaching de Salud!

¡Suscríbete a nuestras últimas noticias!

Si quieres estar al día en el cuidado de la salud con nuestras últimas noticias sólo tienes que enviarnos tu correo