La salud de la existencia

Estamos ante una crisis ecológica muy aguda que ya no es peligro para el futuro sino la causa de desequilibrios y tragedias que estamos experimentando hoy en día: cambios climáticos, inundaciones, incendios, extinción masiva de especies, incluso la pandemia es un síntoma de que la manipulación del hombre sobre los recursos naturales está provocando una reacción.  Debo admitir que este es un tema que me toca el corazón. Me maravilla todos los días la belleza y la perfección de este planeta, me emociona saberme parte de este ecosistema y me enoja ver que mis semejantes humanos lo descuidan. Me entristece mucho ver basura en las playas, las plazas, las calles. Me indigna atestiguar que los cambios climáticos no están en la agenda política de muchos países y a veces pienso que los tsunamis, los incendios y las pandemias son la única llamada que puede lograr un despertar de conciencia. ¿Cómo es posible que el dinero y el poder le ganen a la pulsión de vida? Honestamente, no lo puedo comprender. ¿Te has puesto a pensar cómo tu vida depende de la salud de este  planeta?No se trata de cuidarlo como si estuviera por fuera de nuestra vida. No estamos separados de la tierra, somos una unidad viviente interdependiente. 🌿 Sin las plantas no respiramos 💦 Sin agua no subsistimos …  Sin tierra fértil no nos nutrimos ☀️ Sin sol no vivimos 🐮 Sin animales y sin 🐜   insectos no se sostiene el equilibrio de la vida. 

Una sola salud

En el año 2000 la OMS introdujo la iniciativa “One health” (una sola salud), un enfoque integrado que reconoce la relación entre el planeta y sus habitantes, y garantiza que los especialistas de múltiples sectores trabajen juntos para hacer frente a las amenazas en la salud de los animales, los seres humanos, las plantas y el medio ambiente. 

En palabras de la Directora Ejecutiva de la Convención de Diversidad Biológica de las Naciones Unidas (CBD, por sus siglas en inglés), Cristiana Pasca Palmer, “al destruir los ecosistemas, las especies y la diversidad cultural, automáticamente estamos asegurando nuestra propia extinción”.

El último Informe Planeta Vivo del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) deja una cifra desoladora: las poblaciones de vida silvestre han disminuido un 60% en poco más de 40 años. El COVID-19, una crisis sanitaria causada por un virus transmitido de animales a personas, pone de relieve la necesidad de una acción coordinada entre los diferentes sectores con miras a proteger la salud y prevenir perturbaciones en los sistemas alimentarios.

Por eso, y porque creo en el poder de la transmutación de la tristeza en acción, me prometí a mí misma que mientras mi alma exista en este plano practicaré la gratitud y predicaré con el ejemplo. 

 

Comprometerse desde “el hacer”

Hay muchas cosas que podemos hacer, “granitos de arena” que podemos aportar, pero lo más importante es llevar bandera. No cabe duda que las decisiones políticas son las que conseguirán cambios significativos en el modo en que la humanidad habita este planeta pero si nuestra pequeña acción enseña o inspira  a otras personas, ese granito se puede convertir en una iniciativa colectiva. Transmitir a tus colegas, contagiar de respeto, predicar con la acción.A continuación te  comparto algunas de mis prácticas con la ilusión de contagiarte y que cada vez seamos más los que respetamos el maravilloso lugar en el que nos toca existir:

  • En casa separamos la basura y cuando voy a una reunión intento juntar los envases y llevarlos a casa si no hay un depósito adecuado allí.
  • Materiales reciclables: papel, cartón, vidrio, plástico → los llevo a un centro de reciclaje
  • Residuos orgánicos: alimentos, papeles sin tinta, hierbas → tengo una compostera urbana con lombrices californianas que se alimentan de todo esto y me devuelven abono para mis plantitas. 
  • Basura habitual, lo que no va en uno o en el otro: envases que están sucios y no se pueden limpiar, carnes, cáscaras de cítricos a los que no le encuentro otro uso (hay composteras en tierra que sí admiten estos últimos, ¡ya tendré mi jardín con un pozo donde compostar! 🤞)
  • Redujimos al máximo el uso de plástico: 
    • Prefiero siempre comprar productos en envases de vidrio.  Compré una palita para levantar la heces de mi perro y no usar bolsa Llevamos nuestras bolsas de tela para hacer las compras Usamos la misma bolsa de plástico más de una vez cuando no encontramos una alternativa para evitarlo (ej: la que está en el bote de los reciclables, que queda seca y limpia) 

Además…

  • Decidimos no comprar carne que no sea de pequeños productores que crían a los animales de forma natural, pastando. También redujimos mucho la cantidad (yo no como carne pero mi compañero sí, aunque lo hace con mucha más conciencia que antes)Compramos frutas y verduras orgánicas, de productores pequeños que no usan agroquímicos en sus cultivos. Preferimos productores y productos locales, que no requieren del uso de medios de transporte de larga distancia para llegar a nuestra mesa. Suelo llevar una bolsita en la cartera para levantar la basura que veo en las plazas o parques. ¡Volvimos a usar servilletas y pañuelos de tela! Tampoco compramos productos descartables como cubiertos, vasos, platos. 
  • Redujimos al máximo los alimentos ultra procesados. 
  • Compramos productos de limpieza (personal y de la casa) caseros o reducidos en químicos. ¡Algunos los hice yo! Te sorprenderás al descubrir cómo con vinagre blanco, bicarbonato, agua y cáscara de cítricos puedes fabricar todo lo que necesitas para mantener la higiene de tu hogar.  Cuidamos el agua: al lavar la vajilla primero enjabonamos con el grifo cerrado y luego lo abrimos para el aclarado. Lo mismo hacemos cuando nos bañamos y nos lavamos los dientes.Donamos la ropa que no usamos si está en buen estado y, si está muy gastada o rota, la convertimos en trapos de limpieza.

Elegir cuidar el medio ambiente es cuidarte a ti, a tus seres queridos, a tu descendencia. Es honrar tu paso por esta tierra maravillosa que te regala todo desde tu nacimiento hasta tu muerte.¿Tienes alguna práctica particular para recomendarnos? ¡Me encantaría hacer de este artículo un espacio para compartir ideas! Si quieres mantenerte informada/o y ser parte de una comunidad de amantes del planeta tierra, te invito a conocer a una gran referente para mi, Mariana Matija, a través de su web.

¡No estamos solxs! <3 

Marina Wein

Coach de Salud

marinawein@coachingdesalud.com

Escuela de Coaching de Salud, Salutis Healthcare

 

 

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¡Envianos un mensaje!